jueves, 22 de diciembre de 2011

Cómo me gustan los niños...tufillo a fin de año

Navidad, Año Nuevo, qué épocas tan entrañables, tan tiernas...los Reyes Magos, juguetes, niños felices...
Las empresas parece que "están que lo regalan"con sus clientes, venga cajas de vinos, cestas por doquier...CALENDARIOS, POSTALES NAVIDEÑAS...
Parece mentira que en medio de toda esta película de Disney, haya un lugar para la inmoralidad.Inentaré no perder el humor...blasfemaré para adentro.
A principios de mes, recibimos en la empresa unos "bonitos calendarios 2012" de una imprenta en la que la temática era una niña vestida de todo lo imaginable: Papa Noel(Siiiiiiiiiiiiiii, también en mayúsculas, respeto todas las creencias navideñasssssss), en la piscina, con traje regional...que bonito todo...hasta que te das cuenta de que todo tiene un tufillo extraño...las poses en la piscina son de adulta, en la foto con el traje regional la niña se sienta enseñando de todo menos el faldorio con pose "interviu-terelu"...no se, daba cierta dentera. El comentario fue generalizado entre los compañeros y dejamos el calendario olvidado en una esquina de la oficina (a ver si se lo comían los ratones y dejaban nuestro alijo de galletas tranquilo), mientras los demás artículos, como si acabasen de descuartizar a Brad Pitt...desaparecieron al instante.
 
Hoy hemos recibido una postal de Navidad, encima "benéfica", en la que huelo de nuevo el mismo tufillo...
 
Es mas sutil, pero si se mira con espíritu Horatio Caine...se ve. La frase con la que acompañan la foto no ayuda tampoco..."Enviando estas tarjetas...no solo haces felices a los tuyos...".
La pedofilia parece tan lejana como la Antártida pero nos rodea aunque no lo queramos...como la música de Bisbal.
Solo un par de datos que nos hagan pensar un poco:
  • El 5% de los hombres padece pedofilia
  • 1 de cada 4 niñas y 1 de cada 10 niños sufre algún tipo de abuso sexual antes de los 18 años
  • Entre el 10 y el 56 % de las mujeres informan de que han mantenido una actividad sexual con un adulto durante su infancia
  • En el 90% de los casos, el abuso se realiza por parte de un miembro de la familia o círculo íntimo del menor
Ya parezco menos paranoica ¿no?...pues la realidad supera las estadísticas, el calendario tan cariñoso de la niña ha desaparecido  misteriosamente...y me indica mi CSI de la limpieza que no lo ha tirado nadie a la basura enfurecido...
Ya aparecerá el estadístico.

No hay comentarios:

Publicar un comentario